Extorsionadores continúan abusando del dolor familias desaparecidos

Por: Bertha Álvarez

Las extorsiones a familiares de personas desaparecidas en Nayarit siguen en aumento, aprovechándose del dolor y la desesperación de las madres buscadoras. Gente sin escrúpulos les pide dinero a cambio de información falsa sobre el paradero de sus seres queridos, agravando aún más su sufrimiento.

Monserrat Tapia, dirigente del Colectivo de Familias Unidas por Nayarit (COFAUNNAY), ha reconocido que incluso han intentado extorsionar directamente al colectivo. “Hemos tenido que poner candados y ser más cuidadosos. Aprendimos de nuestras experiencias y ahora investigamos más antes de caer en este tipo de estafas”, comentó Tapia.

El COFAUNNAY se ha convertido en un pilar fundamental para las familias de desaparecidos en Nayarit. Desde su fundación en 2018, el colectivo ha localizado 20 fosas clandestinas y exhumado 160 cuerpos. No obstante, 60 de esos cuerpos aún no han sido identificados, lo que representa un doloroso recordatorio de las vidas aún en el limbo.

“Concluyó Tapia diciendo que el trabajo del colectivo no se detiene, a pesar de los peligros y las dificultades, siguen luchando por justicia y por encontrar a nuestros desaparecidos. No descansaremos hasta que cada familia tenga respuestas y pueda cerrar este capítulo tan doloroso de sus vidas,” agregó Tapia.

Las autoridades han sido instadas a tomar medidas más contundentes para proteger a las familias de estas extorsiones y para apoyar a los colectivos en su labor de búsqueda e identificación. La situación refleja la urgencia de una acción coordinada entre sociedad y gobierno para enfrentar esta crisis humanitaria y ofrecer un mínimo de alivio a las familias que siguen buscando a sus seres queridos.